Qué efectos genera en tu cuerpo el ayuno intermitente



El ayuno intermitente, una de las principales tendencias en dietas y regímenes alimenticios, posee miles de adeptos y practicantes en todo el mundo.

Este método que se basa en reducir y programar la llamada “ventana de alimentación”, posee múltiples beneficios para la salud y estética.

Se trata de una modificación en el patrón de la alimentación, y a diferencia de lo que la mayoría cree, este método es utilizado desde hace cientos de años.

En los orígenes de la humanidad, como en el transcurso de las civilizaciones antiguas, el ayuno era moneda corriente. Ya sea por hambrunas, guerras, peregrinaciones o falta de acceso a la comida, miles de personas lo empleaban de manera inconsciente. ¡Y sobrevivieron!

El ayuno intermitente solo afecta al timing o momento en el que se consumen los alimentos, modificando la disposición de los mismos y los momentos elegidos para alimentarse. Por eso, si se realiza bajo la supervisión y seguimiento de un profesional, los resultados pueden ser sorprendentes.



Qué efectos genera en el cuerpo el ayuno intermitente

Uno de los motivos que hicieron al ayuno intermitente mundialmente famoso fue su eficacia a la hora del descenso de peso en personas con sobrepeso u obesidad. Sin embargo, existen otros beneficios importantes que esta técnica posibilita:


Autofagia

Este tipo de dieta ayuda a que las células se regeneren y que, por lo tanto, estén en un óptimo estado de salud. Esta regeneración natural de las células se optimiza mediante la implementación del ayuno.


Mejor digestión

Brindar un respiro a nuestro aparato digestivo al no consumir alimentos compulsivamente puede contribuir a mejorar la digestión, evitar la pesadez estomacal, reducir gases, y la inflamación de la barriga y los órganos vinculados con el sistema digestivo. Estos órganos vinculados con el aparato digestivo descansan y permiten una mejor reparación natural.


Regula el colesterol

Otro beneficio muy interesante del ayuno intermitente es que consigue reducir los triglicéridos en la sangre y los niveles del colesterol malo o LDL. En general, el ayuno intermitente es una buena herramienta para darle un respiro a nuestro cuerpo, permitir que el sistema digestivo descanse, que el cuerpo queme la grasa saturada mediante el proceso de cetosis y que nuestras células puedan realizar su ciclo de regeneración.

Además, este método puede prevenir la aparición de enfermedades cardiovasculares y/o neurológicas reduciendo la presión arterial.


Controlar dislipidemias

Investigaciones recientes comprobaron los beneficios del ayuno intermitente para mejorar el perfil de lípidos en sangre y evitar la concentración de los mismos, la cual puede aumentar las probabilidades de arterias obstruidas (aterosclerosis), infartos, derrames cerebrales y otras complicaciones del sistema circulatorio.



Como hacer el ayuno intermitente de forma segura

Si bien esta técnica posee numerosos estudios que la avalan, existen actualmente ciertas críticas o dudas al respecto. Como toda dieta o rutina de alimentación, lo fundamental previo a comenzar es informarse.

Existen diversas fuentes que postulan sus opiniones y descripciones sobre el ayuno, aunque se recomienda consultar fuentes confiables con artículos médicos o de especialistas.

A su vez, es importante saber cuáles son los diferentes tipos de ayuno intermitente que existen, los tiempos que requieren cada uno de ellos y cuál se adapta mejor a nuestra rutina y objetivos. Por ejemplo, si entrenamos cada mañana cerca del mediodía y solemos trabajar hasta la tarde, quizá nos sirva un protocolo que no tenga 16 horas de ayuno sino menos, de manera de consumir alimentos en momentos clave como después de entrenar o de trabajar.

La planificación de horarios de ingesta y ayuno, junto a nuestras actividades cotidianas resulta clave para que la práctica del ayuno intermitente sea exitosa y podamos sostenerla en el tiempo, de lo contrario, puede conducirnos al fracaso.

También es importante entender que no todos los metabolismos son idénticos y que se necesita personalizar los modelos de ayuno intermitente según cada persona. De hecho, personas que tengan poco peso o sufren de algún trastorno alimenticio es fundamental que cuenten con la opinión de un médico nutricionista especializado en el ayuno.



Cuales son los mejores alimentos para romper el ayuno


Así como es importante programar los momentos de ayuno, osea, las franjas horarias en las que no se van a ingerir alimentos es fundamental planificar cuáles son los alimentos que romperán con el ayuno elegido.

Comúnmente se puede pensar que con el solo acto de comer cualquier alimento o bebida es suficiente, pero no es así. En ayunos largos de 24 o 36 horas se producen algunos cambios fisiológicos que habría que tener en cuenta a la hora de romper el ayuno.

A continuación te recomendamos los principales alimentos para cortar con el ayuno:

  • Limitar la ingesta de proteína a carne blanca o pescado, en poca cantidad y sin mucha grasa.

  • Vegetales preferentemente cocidos para evitar malestares digestivos.

  • Elegir grasas saludables como el aceite de coco o aguacate.

  • Mantenerse hidratado con frecuencia.

  • Controlar porciones y cantidades. Es recomendable ingerir alimentos lentamente y de manera progresiva, permitiendo al cuerpo asimilar mejor los nutrientes y sin generar complicaciones digestivas.

  • No cualquier alimento es válido. Prestar atención a la calidad de los alimentos que se incorporan, así como sus procesos de cocción, es fundamental para obtener los resultados deseados.

Sin lugar a dudas, el ayuno intermitente bien planificado y sostenido en el tiempo es una tendencia que llegó para quedarse. Ya sea que su objetivo consista en adelgazar, mejorar la salud, prevenir enfermedades o simplemente estar más saludable, este método puede ser una buena opción, rentable, accesible y sencilla de lograr sus metas.

Poner en práctica las recomendaciones anteriores, como saber de antemano cuáles son los beneficios que el ayuno intermitente genera en el cuerpo es un paso fundamental para tener resultados. Pero como sucede con cualquier dieta, la constancia y disciplina personal es fundamental para completar los plazos de ayuno. Se recomienda también complementar este método con un estilo de vida activo, sumando actividad física acorde a sus objetivos y aptitudes.

Para esto es fundamental contar con un personal trainer o entrenador hábil y especializado en la materia que brinde un seguimiento personalizado.

11 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo